Photo by Noah Silliman on Unsplash

El Derecho a Jugar es esencial en la infancia, por eso considero que es necesario tener:

1.Derecho a jugar libremente, con quien quiera, el tiempo que quiera, donde quiera, como quiera, a lo que quiera. Es fundamental NO obligar a ningún niño a jugar.

Respeto, juego, experiencias... es lo que encontrarás por aquí.
Si te mueve la infancia, te mandamos un artículo semanalmente.

2. Derecho a tener un espacio de juego apto, sin peligros, con riesgos lúdicos (desafíos y retos sin dañar). El campo lúdico debe ser abierto a todas las posibilidades, a los más variados jugadores, pero protegido y privado a toda intervención de adultos. El adulto ingresa cuando es invitado a participar.

3.Derecho a tener tiempo para jugar. Jugar significa un tiempo no apurado por obligaciones o presiones externas

4. Un niño tiene derecho a jugar con: amigos, con personas de diferente nacionalidad, raza, edad, idioma, religión, con personas con diferentes capacidades, con parientes, con animales; resguardar el ambiente disponiendo los medios necesarios para que las condiciones externas sean propicias.

5.Derecho a tener objetos de juego y juguetes. Tener la posibilidad de inventar juguetes. Tener la posibilidad de que le regalen juguetes. Tener la posibilidad de circular por espacios con juguetes y/o objetos que propicien el juego.

6.Derecho a jugar y aprender. El juego es una posibilidad: la posibilidad de tener la posibilidad. Jugar aprendiendo acerca del mundo que lo rodea. Que el aprender no sea impuesto, y que el juego tampoco

7.Derecho a imaginar, a inventar, a ingresar al mundo de la fantasía, del disparate, de la ilusión, del ensueño, de la esperanza

8.Derecho a la risa, a desplegar el buen humor, y la alegría

9.Derecho a conocer muchos juegos, poder explorarlos, seleccionarlos, aceptarlos, descartarlos. Derecho a que alguien le enseñe a jugar determinado juego. Derecho a investigar el juego y los juegos

10.Derecho a reclamar por sus derechos al juego, manifestándose de múltiples y variadas formas. Todo niño tiene derecho a tener VOZ y VOTO en situaciones referidas a sus necesidades lúdicas. Y todo adulto tiene el deber de escuchar y mirar al niño colaborando en sus juegos.

Ángela Ridao
Soy Profesora de Educación Inicial, Master en Creatividad, Diplomada en Juego. Trabajo en la Facultad de Ciencias Humanas de la Unicen Argentina hace 26 años, en la formación de formadores en materias referidas a juego, arte y ciencia. Soy investigadora del NEES (Núcleo de Estudios Educacionales y Sociales) Además soy directora de un Jardín de Infantes, que me presenta año a año el gran desafío de acompañar la educación de 350 niños. Y en el mismo colegio trabajo en Nivel Superior en la formación de formadores en materias de practica docentes; y en Juego y desarrollo infantil. Amo lo que hago y me gusta intercambiar pensamientos, ideas y acciones con otras personas, eso me permite aprender y crecer

1 Comentario

Dejar respuesta

Escribe tu comentario
Tu nombre